Religión

2.055.000Población

11.295 Km2Área

Leer el informe
keyboard_arrow_down

homekeyboard_arrow_rightGambia

Marco legal sobre libertad religiosa y su aplicación efectiva

Según el artículo 1 de su Constitución[1], Gambia es una república soberana laica. El artículo 25 garantiza la libertad de religión. El Gobierno suele respetar estas disposiciones. No se obliga a las comunidades religiosas a registrarse ante las autoridades. La ley islámica, la sharía, se aplica a los musulmanes en cuestiones personales relativas al matrimonio, el divorcio y las herencias. La ley nacional facilita la educación religiosa musulmana y cristiana tanto en la escuela estatal como en la privada; el Gobierno acostumbra a respetarlo.

La situación de la libertad religiosa ha mejorado en Gambia de forma significativa durante el período estudiado en este informe. Por ejemplo, en enero de 2017, el nuevo presidente, Adama Barrow, anuló la decisión de su predecesor, Yahya Jammeh, dictador en el poder durante muchos años, de convertir a Gambia en una república islámica[2]. Aunque la Constitución declara que el país es un Estado laico, en diciembre de 2015 Jammeh había asignado a Gambia el nuevo nombre de «República islámica», convirtiéndolo en el segundo país de semejantes características en África, después de Mauritania[3].

Jammeh publicó un comunicado no oficial en el que especificaba los efectos de la declaración de Gambia como Estado islámico. De todos modos, perdió el apoyo popular y, tras las elecciones de diciembre de 2016, el país contempló una transición «tranquila» del poder. Ha sido el primer cambio de Gobierno democrático y pacífico desde que Gambia logró su independencia en 1965.

Después de las elecciones, Jammeh (en un primer momento al menos, y ante la sorpresa de todos los observadores) admitió su derrota electoral y puso en libertad a algunos de los miembros de la oposición[4]. Sin embargo, el 9 de diciembre de 2016 rechazó públicamente el resultado de las elecciones. Decidió conservar el cargo y convocó nuevas elecciones. Ante ello, la Comunidad Económica de Estados de África Occidental[5], respaldada por el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, acordó procurar la mediación y presionar, al principio en vano, para que Jammeh renunciase al cargo. Solo la amenaza de una intervención militar pudo convencer a Jammeh para que cediera[6].

Durante el tiempo que estuvo al frente del poder, Jammeh fue anulando en gran medida a las fuerzas políticas de la oposición, a la judicatura independiente y a los medios de comunicación críticos con el Gobierno. Una y otra vez el régimen se las arreglaba para que «desaparecieran» aquellos a los que desaprobaba, y cometió numerosas violaciones de los derechos humanos.

Tras la toma de poder, Barrow declaró que el país recuperaría su nombre de «República», sin el término «islámica» introducido por Jammeh. También prometió fomentar un buen gobierno, el Estado de derecho y las instituciones democráticas, la libertad de prensa y el establecimiento de una Comisión de la Verdad y la Reconciliación. Asimismo, anunció la vuelta a la comunidad de la Commonwealth, que el país había abandonado en 2013. Barrow también revocó la decisión de Jammeh de retirarse del Tribunal Penal Internacional. El partido de Barrow, el Partido Democrático Unificado, alcanzó una clara victoria en las elecciones al nuevo Parlamento que se celebraron en abril de 2017, elecciones consideradas pacíficas, libres y limpias.

Incidentes

Las relaciones interreligiosas siempre han sido buenas en este país de mayoría musulmana. El sufismo, conocido por su actitud tolerante hacia las personas de otros credos, tiene una posición fuerte en Gambia. Cuenta con varias hermandades (Tiyaniya, Qadiriya y Muradiya) famosas por su forma particular de misticismo y sus opiniones no violentas.

El anuncio de que Gambia se iba a transformar en una república islámica suscitó gran preocupación entre la sociedad civil. El temor se apaciguó considerablemente cuando Adama Barrow se convirtió en el nuevo presidente y afirmó que iba a deshacer el proyecto de islamización de Jammeh. Se dice que al nuevo Gobierno le preocupan la apertura de Gambia a la comunidad internacional y la defensa del país contra las tendencias extremistas[7].

Las organizaciones islámicas y la Iglesia católica mantienen buenas relaciones. Además de las principales festividades musulmanas, se celebran algunas cristianas como la Navidad, el Viernes Santo y la Pascua. Miembros del Grupo Interreligioso para el Diálogo y la Paz, integrado por musulmanes, cristianos y bahaíes, se reúnen periódicamente para tratar temas relevantes para todas las comunidades religiosas de Gambia, especialmente en lo que atañe a la convivencia pacífica[8].

En el país no son infrecuentes los matrimonios entre cristianos y musulmanes. En ocasiones, se genera alguna tensión dentro de los barrios musulmanes porque alguno de los residentes pretende convertirse al cristianismo. Suele tratarse de conversiones motivadas por nuevos matrimonios[9].

Durante el período 2016-2018 no se han producido vulneraciones graves del derecho a la libertad religiosa.

Futuro de la libertad religiosa

La estabilidad social está resintiéndose a causa de la creciente emigración. Según las Naciones Unidas, Gambia es uno de los países más pobres del mundo[10]. El éxodo de los jóvenes hacia Europa es especialmente problemático. El nuevo Gobierno está intentando contrarrestar la emigración con medidas legales y económicas. Los que abandonan el país suelen dejar atrás un enorme vacío no solo en su propia familia, sino en el conjunto de la comunidad y en su grupo religioso. El dinero que envían desde el extranjero es vital para muchas familias, pero no puede compensar las largas ausencias de sus miembros más jóvenes.

Notas finales / Fuentes

[1] Constitution of the Second Republic of the Gambia (‘Constitución de la Segunda República de Gambia’). En: organización mundial de la propiedad intelectual (ompi), wipo.int. [En línea]. Disponible en: <http://www.wipo.int/wipolex/en/text.jsp?file_id=221242>. [Consulta: 2 abril 2018]. Los artículos citados de la Constitución gambiana remiten a esta fuente.

[2] V. Vasudevan Sridharan, «Adama Barrow removes “Islamic” from The Gambia’s official name». International Business Times UK, 30-1-2017. [En línea]. Disponible en: <http://www.ibtimes.co.uk/adama-barrow-removes-islamic-gambias-official-name-1603686>. [Consulta: 11 febrero 2018]. Véase también: «Munzinger Länder: Gambia». En: Munzinger Archiv 2018 (‘Archivo Munzinger 2018’). [En línea]. Disponible en: <https://www.munzinger.de/search/start.jsp>. [Consulta: 30 marzo 2018].

[3] V. Die Tagespost, 9-1-2016.

[4] V. «Munzinger Länder: Gambia». En: Munzinger Archiv 2018.

[5] Comunidad Económica de Estados de África Occidental, a la que suele hacerse referencia por sus siglas en inglés ECOWAS.

[6] V. «Profile: Former Gambian President Yahya Jammeh». BBC, 22-1-2017. [En línea]. Disponible en: <http://www.bbc.com/news/world-africa-24383225>. [Consulta: 3 abril 2018].

[7] V. Stephan Detjen, «Ein Land im politischen Aufbruch». Deutschlandfunk, 15-12-2017. [En línea]. Disponible en: <http://www.deutschlandfunk.de/gambia-ein-land-im-politischen-aufbruch.1773.de.html?dram:article_id=406118>. [Consulta: 11 febrero 2018].

[8] V. «Gambia». En: oficina de democracia, derechos humanos y trabajo del depto. de estado de los estados unidos, International Religious Freedom Report for 2016 (‘Informe sobre la Libertad Religiosa en el Mundo 2016’). [En línea]. Disponible en: <https://www.state.gov/j/drl/rls/irf/religiousfreedom/index.htm#wrapper>. [Consulta: 2 abril 2018].

[9] Ibidem.

[10] V. «Multidimensional poverty index». En: United Nations Development Programme. Human Development Reports. [En línea]. Disponible en: <http://hdr.undp.org/en/content/multidimensional-poverty-index>. [Consulta: 3 abril 2018].

Acerca de nosotros

Ayuda a la Iglesia Necesitada - ACN, Fundación de la Santa Sede promovida por el Papa Pío XII, e iniciada por el P. Werenfried van Straaten en 1947, apoya anualmente alrededor de 6.000 proyectos pastorales en más de 140 países. A través de la oración, la información y la caridad, ACN ayuda a los cristianos necesitados o que sufren persecución en cualquier parte del mundo.